Ideas Noticias

El almacenamiento de energía generará nuevas industrias en México

A partir de la década de 1990, las baterías de iones de litio se han convertido en la tecnología de almacenamiento que más ha transformado nuestras vidas. Es el corazón de todos los dispositivos inteligentes que hoy consideramos indispensables, como lo son nuestros celulares, computadoras, tabletas y relojes inteligentes, por nombrar algunos ejemplos.

Sin embargo, no fue hasta octubre de 2019 cuando se otorgó el premio Nobel de Química a John B. Goodenough, M. Stanley Whittingham Akira Yoshino por su trabajo en el desarrollo de la batería de ion de litio. Durante la premiación, el Comité del Nobel enfatizó que esta tecnología ha revolucionado nuestras vidas y ha beneficiado a toda la humanidad “al sentar las bases de una sociedad inalámbrica y libre de combustibles fósiles”.

De estas premisas, la más visible en la actualidad es el mundo digitalizado e inalámbrico. Hoy, el 60% de la población mundial tiene acceso a Internet, al tiempo que hoy hay 22,000 millones de dispositivos conectados a la red y serán 50,000 millones en 2030, los cuales tendrán una velocidad y conectividad mil veces mayor debido a las tecnologías 5G y el Internet de las Cosas.

En cuanto a la premisa de un mundo libre de combustibles fósiles, la humanidad se acelera hacia esa realidad con la llegada de los vehículos eléctricos y la fusión de las energías renovables (como los techos solares) con los sistemas de almacenamiento de energía. En ese sentido, BloombergNEF pronostica que en 2030 habrá 28 millones de vehículos eléctricos y en 2040 serán 56 millones, mientras que el 30% de la generación global de energía en 2030 será renovable (principalmente fotovoltaica), hasta alcanzar el 85% de la generación total en 2050, de acuerdo a IRENA.

Te puede interesar:   RAI 2020: Construyendo una industria del futuro

Estas proyecciones son reflejo de la fusión que terminará por dar forma a la Cuarta Revolución Industrial y a la transición energética renovable a nivel global en este siglo. El resultado será un mundo interconectado con diversos dispositivos y tecnologías de la Industria 4.0 (automatización, robotización, realidad virtual, inteligencia artificial), que a su vez estarán impulsadas por energías renovables, limpias, confiables e inagotables.

Al respecto, un reciente estudio del Global Battery Alliance del World Economic Forum, revela que los mercados de vehículos eléctricos y los sistemas de almacenamiento de energía serán los de mayor crecimiento en las siguientes décadas, así como la mejor vía para descarbonizar nuestras emisiones por transporte y energía; producirán ganancias por 300,000 millones de dólares, inversiones globales por 440,000 millones de dólares; 10 millones de empleos verdes bien remunerados y la reducción del 30% de las emisiones de carbono hacia 2030.

Te puede interesar:   Trina Solar reporta crecimiento anual de 245.81% de ganancias netas

Para poder participar en las prometedoras industrias del almacenamiento de energía, dispositivos inteligentes y vehículos eléctricos, uno de los componentes esenciales para ser competitivo es el acceso al litio en forma de baterías. Debido a su escasez, solo 10 países —entre ellos, México— poseen más del 95% de las reservas globales de este mineral, y de esos países, sólo China tiene la capacidad para elaborar sus propias baterías, al tiempo que se desarrolla en toda la cadena de valor de esas industrias.  

Con este panorama, las ventajas de México para emprender la transición energética renovable y las oportunidades para crear nuevas industrias, cadenas de alto valor agregado y miles de empleos en los mercados de las tecnologías de almacenamiento, generación de energía renovable, vehículos eléctricos y dispositivos inteligentes, son numerosas y contundentes.

México cuenta con características únicas como la concentración de las mayores reservas de litio del mundo en el mismo punto donde recibimos los mayores niveles de irradiación solar en el planeta (Sonora); somos el cuarto exportador de vehículos ligeros y el sexto productor a nivel mundial; y un exportador líder de computadoras, celulares, televisores y refrigeradores.

Te puede interesar:   Ofrece Iberdrola energía confiable para la industria mexicana

Para que todas estas ventajas se conviertan en palancas de desarrollo, crecimiento, inversiones, empleo y en un medio ambiente saludable y limpio en las próximas décadas, es necesario que las autoridades energéticas federales desistan en imponer un modelo energético caduco, costoso y altamente contaminante en los momentos donde el mundo avanza con rapidez hacia una nueva realidad digital-renovable, donde México cuenta con las ventajas que el 90% de todos los países no tienen para esta transición.

Por todas estas razones, Solar Power Mexico 2020, la feria líder para la industria fotovoltaica en México y Latinoamérica, que tendrá lugar del 18 al 20 de noviembre de 2020 en Centro Citibanamex, pondrá especial énfasis en los diferentes tipos de tecnologías de almacenamiento de energía con el objetivo de acelerar y apoyar la transición energética renovable en México. Visita www.solarpowermexico.mx

Columna publicada en El Heraldo de México.

Facebook Comments
A %d blogueros les gusta esto: