Noticias

Industria 4.0: vínculo de cooperación en la Alianza del Pacífico

La Alianza del Pacífico es un parteaguas en los mecanismos de integración. Si en la realidad la geografía es destino, entonces la Alianza del Pacífico está situada estratégicamente en este siglo. Es un mecanismo que responde a los retos de la economía internacional, bajo una lógica fundada en criterios de productividad y competitividad. En ese sentido, a nuestros países los une la proximidad cultural, nuestra situación geográfica y la complementariedad de nuestras economías. Adicionalmente, en la actualidad y ante la coyuntura que vivimos, se abre una nueva oportunidad de unión entre nosotros: la de impulsar de manera conjunta una mayor transformación digital en la región y hacer un llamado a fortalecer la Industria 4.0 de manera coordinada.

No tenemos que transitar ese camino solos. Iris Plöger, Miembro del Consejo de Administración de la Asociación de la Industria Alemana (BDI, por sus siglas en alemán), mencionó durante un webinar que impulsamos el día de ayer sobre Industria 4.0 y la Alianza del Pacífico, que contamos con Alemania como aliado en este objetivo. De hecho, la nación germana es un jugador muy relevante en materia de Industria 4.0, ya que el concepto nació en la Hannover Messe, en Alemania, en 2011. Es decir, en abril próximo cumplirá 10 años de existencia.

Y aquí vale la pena destacar que la Industria 4.0 es un pilar importante del proyecto de cooperación “Alianza para el Desarrollo Industrial Sostenible” (abreviado PAGSID), el cual está conformado por la BDI, así como las asociaciones industriales de la Alianza del Pacífico y el Consejo Empresarial de la Alianza del Pacífico (CEAP). ¿Por qué es importante que la Alianza del Pacífico y Alemania trabajemos juntos? Destaco aquí lo mencionado por Iris Plöger el día de ayer, quien enfatizó que todo el potencial de la Industria 4.0 solo se puede impulsar si consideramos a ésta como un proceso de transformación digital a lo largo de toda la cadena de suministro, donde la cooperación internacional juega un papel clave.

Te puede interesar:   QAD nombra nuevo vicepresidente de ventas para América Latina

Las tres áreas de cooperación propuestas por Iris Plöger son un buen punto de partida: Primero, compartir no sólo mejores prácticas, sino institucionalizar un diálogo entre múltiples partes dentro de la plataforma Industria 4.0 de Alemania que facilite la creación de asociaciones de negocios e intercambio de conocimientos.

Segundo, compartir ideas sobre la formación profesional y la educación en Alemania. Por ejemplo, a través del sistema de educación dual, teniendo en cuenta que la capacitación de los empleados y la promoción de los «talentos digitales» es de suma importancia para una transformación exitosa hacia un Industria 4.0.

Tercero. La creación de un “Grupo de Trabajo Industria 4.0” en el Consejo Empresarial de la Alianza del Pacífico, lo cual es una excelente oportunidad para que profundicemos aún más en la cooperación en estas áreas no sólo con Alemania, sino intrarregionalmente en la Alianza del Pacífico.

Te puede interesar:   Industria 4.0 en México y el camino hacia el Industrial Internet of Things

Además de la cooperación internacional, un punto muy relevante en la Industria 4.0 es la ética, tal como lo destacó el día de ayer en nuestro webinar el Dr. Ulrich Hemel, Director del Instituto de Ética Global de la Universidad de Tübingen. En el Siglo XXI, necesitamos impulsar las competencias digitales tanto como las sociales; debemos poner el acento en la soberanía digital en la vida privada y profesional de todos; y promover principios como la transparencia, la justicia, la comunicación y, sobre todo, el nivel ético de las empresas como factor de éxito. En pocas palabras, necesitamos tener una arquitectura humana en este mundo digital.

En ese sentido, la digitalización abre una oportunidad para la justicia social, pues permite la democratización del conocimiento. Las herramientas digitales son una manera de reducir las diferencias y abrir la oportunidad para que no le demos el pescado a los jóvenes, sino que les enseñemos a pescar. La Industria 4.0 debe, por tanto, correr de manera paralela con una Educación 4.0.

Sobre este tema, José Medina Mora, Presidente de Coparmex, compartió ayer en el webinar que uno de los principales desafíos de nuestro país es el analfabetismo digital, ya que 3 de cada 10 usuarios en México no tienen acceso a Internet. Por tanto, requerimos de una agenda digital nacional para desarrollar un ecosistema virtual que tenga a la persona como el centro de este mundo digital.

Te puede interesar:   Obtiene Schneider Electric premio por plataforma IoT para reducir emisiones

Asimismo, como destacó Manuel Pérez Cárdenas, Jefe de la Oficina de la Presidencia de CONCAMIN, le urge a nuestro país impulsar una política industrial enfocada al fomento de la digitalización.

La Alianza del Pacífico vive una nueva era para América Latina. Tengo la certeza de que esta nueva era está despegando gracias que el sector empresarial se está uniendo, está participando, actuando y dando pasos coordinados para lograr una transformación industrial y digital en la región.

Para facilitar el diálogo en la Alianza del Pacífico, Industrial Transformation México, la Hannover Messe de México y América Latina, a celebrarse del 6 al 8 de octubre de 2021 en el Poliforum, León, Guanajuato, tendrá el programa de conferencias más completo y las últimas tecnologías de la Industria 4.0 que permitirán a nuestro país adaptarse a la nueva era digital.

Columna publicada en El Heraldo de México.

Facebook Comments
A %d blogueros les gusta esto: